Washington Report News
Sin categoría

EEUU, Japón y Corea del Sur profundizan lazos de seguridad para disuadir a China

Washington convence a Tokio y Seúl para dejar atrás desacuerdos históricos.

Estados Unidos, Japón y Corea del Sur crearán una línea directa a nivel de líderes y llevarán a cabo ejercicios militares anuales como parte de un histórico acuerdo trilateral que ayudará a Washington y a sus aliados asiáticos a fortalecer la disuasión contra Corea del Norte y China.

El presidente Joe Biden anunciará este movimiento junto al primer ministro japonés Fumio Kishida y el presidente surcoreano Yoon Suk Yeol en Camp David el viernes, según Kurt Campbell, el alto funcionario de la Casa Blanca para la región del Indo-Pacífico.

“Vamos a invertir en tecnología para tener una línea directa trilateral para que los líderes y otros dentro de sus gobiernos puedan comunicarse”, dijo Campbell en un adelanto de la cumbre en la Institución Brookings.

La cumbre trilateral representa una victoria significativa para Washington, que durante años ha estado instando a Tokio y Seúl a superar una disputa de larga data sobre el comportamiento de guerra de Japón para permitir que Washington colabore más estrechamente con sus dos aliados.

Estados Unidos tiene tratados de defensa mutua con Japón y Corea del Sur. Pero se han frustrado a lo largo de los años por cómo las tensiones de larga data entre Tokio y Seúl, que no son aliados, han hecho casi imposible una cooperación de seguridad trilateral seria.

Los líderes presentarán un conjunto amplio de “Principios de Camp David”, así como un documento que establece la cooperación en seguridad. Además de la línea directa y los ejercicios militares anuales, acordarán realizar una cumbre anual y crear un mecanismo para compartir inteligencia.

El embajador de Estados Unidos en Tokio, Rahm Emanuel, dijo que la cumbre destacaba cómo la administración Biden veía las alianzas como “la moneda de curso legal”. Dijo que enviaría un mensaje claro a China, que estaba tratando de intimidar a otros países en toda la región del Indo-Pacífico.

“Refuerza el hecho de que hemos creado algo que… China esperaba que nunca sucediera”, dijo Emanuel en Brookings.

En lo que consideran el último ejemplo de agresión china, Washington y Manila han acusado a Pekín de apuntar ilegalmente a los barcos de suministro filipinos en el Mar de China Meridional con cañones de agua. Campbell no dijo si los tres líderes llamarían la atención sobre eso actos de China.

La cumbre trilateral se produce mientras la administración Biden implementa medidas para crear una arquitectura de seguridad entrelazada en el Indo-Pacífico. Los esfuerzos van desde el pacto de seguridad Aukus entre Australia, Reino Unido y Estados Unidos para ayudar a Canberra a adquirir submarinos de propulsión nuclear y un compromiso para vender misiles de crucero Tomahawk a Japón, hasta un acuerdo reciente que proporciona al ejército estadounidense acceso a nuevas bases en Filipinas.

Campbell dijo que Kishida y Yoon habían participado en una diplomacia “asombrosa”, a veces en contra del consejo de sus asesores, que había elevado la relación entre Japón y Corea del Sur a “un nuevo nivel”.

Mira Rapp-Hooper, la principal funcionaria de la Casa Blanca para Asia Oriental, señaló que el acuerdo de Camp David llegaría días después de que Yoon dijera en el aniversario del 15 de agosto de la liberación de Corea del Sur del dominio colonial japonés que los vecinos eran ahora “socios”.

Rapp-Hooper dijo que Yoon pronunció un discurso “notable” en un día que tradicionalmente ha resucitado heridas históricas. “Muy al contrario, este discurso del Día de la Liberación Nacional estuvo repleto de referencias al hecho de que Corea y Japón eran socios fundamentales, que nuestra seguridad estaba inexorablemente vinculada y que debíamos permanecer juntos”.

El Financial Times informó anteriormente que Campbell estaba presionando a Tokio y Seúl para que aceptaran un lenguaje en la declaración que indicara que cada país acordaría consultar a los demás si fuera atacado.

Preguntado si la reunión en Camp David podría ser el primer paso hacia un acuerdo de seguridad colectiva, Campbell dijo que los países estaban dando “pasos bastante sustanciales” para abordar una amenaza común, pero instó a la precaución.

“Pienso que podemos imaginar un futuro con más ambición. Pero… la clave es no adelantarse demasiado”, añadió.

“China ha hecho un magnífico trabajo de acercamiento a Japón y Corea del Sur”, dijo Dennis Wilder, experto sobre China de la CIA actualmente en la Universidad de Georgetown. “No podrías escribir un guion de película tan bueno como este”.

Demetri Sevastopulo

Derechos de Autor – The Financial Times Limited 2021.

© 2021 The Financial Times Ltd. Todos los derechos reservados.  Por favor no copie y pegue artículos del FT que luego sean redistribuidos por correo electrónico o publicados en la red.

Lea el artículo original aquí.

últimas noticias


Gree retira millones de deshumidificadores por riesgo de incendio


Trasplantes de riñones de cerdos en humanos marcan avances en la ciencia


¿Por qué no se puede comparar el dolor de un golpe en los testículos con el de un parto?


VIDEO | Incendio en Seattle provoca evacuaciones


Otra ruptura: Britney Spears y Sam Asghari se separan


TIROTEO MADE IN USA


YouTube video

Sucesos


Lejos pero no ajenos: los tiroteos masivos afectan la salud mental de todos


El detrás de cámara del documental MS-13: Te unís o te morís


Política


Nacional

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

¿Cuál es el misterioso libro que los fanáticos de Taylor Swift claman?

¿Irán abolió la “Policía Moral”? Esto se sabe sobre la agencia que detonó históricas protestas en el país

Washinton Report News

Trump quería usar tropas para expulsar por la fuerza a inmigrantes

Washinton Report News